El terreno difícil
requiere el empleo
de animales de carga

BEUMER Group realiza un gran encargo en China

BEUMER Group demostró y reafirmó su papel de precursor como especialista en transportes intralogísticos mediante la realización de un sistema de banda transportadora para Asia Cement Group, en Sichuan, China. Este gran encargo, con un volumen total de más de 5 millones de euros, comprendió el desarrollo y la instalación de un sistema de 12,5 km de longitud a través de un terreno difícil y montañoso. Asia Cement Group, un gran fabricante de materiales de construcción con sede principal en Taipeh (Taiwán), ha edificado una nueva planta cerca de Chengdu, la capital provincial de Sichuan. Actualmente, hay instaladas allí dos líneas de hornos con un rendimiento de 4200 toneladas diarias cada una. Para el transporte de la piedra caliza desde la cantera hacia la planta, que se encuentra a unos 30 km, Asia Cement Group encargó a BEUMER Group la construcción de una banda transportadora en artesa adaptable a curvas.

Desafíos logísticos y técnicos de ingeniería

Desde hace más de 20 años, Asia Cement Group confía en la competencia de BEUMER Group y explota múltiples instalaciones y elevadores de cangilones del fabricante de máquinas. Debido a las condiciones topográficas y a los requisitos técnico-logísticos de ingeniería que dichas condiciones comportaban, tanto el desarrollo como la ejecución y la puesta en servicio del sistema de transporte debían correr a cargo de un solo proveedor. En mayo de 2006, Asia Cement Group otorgó el encargo a BEUMER Group para la instalación de una banda transportadora en artesa, de 12,5 km de longitud, con un flujo másico de 1.500 toneladas por hora y una velocidad de transporte de cuatro metros por segundo.

El terreno a dominar consiste en montañas y bosques de bambú. Dado que una gran parte de estos bosques está protegida y es parque natural, no fue posible obtener licencia para una ruta de servicio ni para la tala. Incluso el subsuelo planteó una tarea muy difícil a los ingenieros de BEUMER Group: De una parte, el suelo es inestable debido a la extracción de carbón realizada con anterioridad. De otra parte, en algunos lugares el subsuelo es de granito, que sólo se pudo extraer en parte. Además una parte del recorrido tenía que pasar por 1,5 km de agua. Tales condiciones extremas tuvieron como consecuencia la necesidad de montar el 90 por ciento de la instalación manualmente "in situ". Puesto que el transporte en camión en parte era imposible, la instalación se transportó pieza a pieza, utilizando animales de carga. Por esta razón BEUMER Group concibió la instalación de tal manera que todas las partes pudiesen ser atornilladas y tuviesen una longitud máxima de tres metros. De esta manera se pudo asegurar el transporte de las piezas.

Desniveles de hasta 100 metros

Una vez otorgado el pedido, BEUMER Group en estrecha colaboración con Asia Cement Group, optimizó el recorrido de la banda transportadora en el lugar de las obras. Con ocho curvas horizontales que presentan unos radios de entre 1000 y 5000 metros, el fabricante de maquinaria calculó las fuerzas de tracción de la cinta exactas en complicadas simulaciones. Además del terreno impracticable, los desniveles extremos de hasta 100 metros también representaron un especial desafío. A fin de minimizar los costes totales, BEUMER Group empleó curvas horizontales y construyó puentes en las montañas de hasta 55 metros de altura.

Asia Cement Group fue responsable de la construcción metálica del puente, siguiendo las especificaciones de los ingenieros de BEUMER Group y bajo el control permanente de dos maestros montadores. BEUMER Group desarrolló, construyó y entregó las piezas esenciales para las estaciones de accionamiento y tensado así como la cinta completa, los rodillos portantes y la tecnología de accionamiento.

BEUMER Group superó con éxito todas las exigencias

Para el sistema de banda transportadora de 12,5 km de longitud, la longitud de la cinta es de 25 km. En total fue necesario vulcanizar la cinta en 56 puntos. La anchura de cinta es de 1.200 mm, y su resistencia de 2800 N/mm. Junto a las ocho curvas horizontales, la instalación presenta 28 curvas verticales. Para mantener controladas las fuerzas de tracción de la cinta a lo largo de seis recorridos de bajada y seis de subida, la instalación funciona con accionamientos especiales y bajo el control de BEUMER, adaptado especialmente para ello. La potencia motriz instalada es seis veces 500 kW, con regulación de frecuencia a través del mando de BEUMER. La potencia se reparte en dos tambores de accionamiento, en la zona de alimentación y en la cabeza de la instalación respectivamente. En este caso, un tambor actúa como accionamiento doble de 1000 kW y otro como accionamiento simple de 500 kW. Se renunció a cualquier contrapeso tensor. En su lugar se ajustó este contrapeso tensor con un cabrestante de tensado fijado geométricamente.

A mediados de 2008 se instaló y puso en servicio la banda transportadora en artesa. A pesar de todos los obstáculos logísticos y topográficos, BEUMER Group solucionó con maestría cada desafío. Así pues, la empresa no sólo entregó una máquina sino que desarrolló y realizó un concepto global convincente para el cliente.