Calucem confía en una
completa línea de embalaje de BEUMER Group:

Calucem d.o.o., miembro de Calucem Group con sede en Pula (Croacia) es un productor de cementos de aluminatos de calcio, utilizados especialmente en la industria de los materiales refractarios. Actualmente la compañía está reemplazando su vieja línea de empaquetado con sistemas de sistemas de envasado, paletización y embalaje de BEUMER Group. BEUMER ha suministrado una línea completa como proveedor único. En vez de un sistema de envasado con turbina, muy usual en la industria del cemento, se ha suministrado un sistema neumático que permite cambiar rápidamente de producto, sin perdidas.

Pula está ubicada en el extremo sur de la península de Istria, en Croacia. Esta ciudad con una población de unos 57.000 habitantes atrae a los turistas por su anfiteatro, su foro y templo de Augusto, o su arco de triunfo de los Sergios, erigido entre los años 29 y 27 A.C. Se la conoce por su clima suave y su mar azul y sereno. Mucha gente vive del vino, de los derivados de la pesca y de construcción naval. Sin embargo, en esta ciudad tan rica en historia se fabrica también un producto muy especial: el cemento de aluminatos de calcio. Calucem d.o.o. es uno de los fabricantes líderes de este material de construcción, conocido también como cemento refractario. "Resiste a altas temperaturas, a agresiones químicas y a la corrosión" explica Alfred Blažina, el gerente de la fábrica de cemento. "Estas propiedades permiten utilizarlo en la industria de los productos refractarios, la fundición, los hornos, las cámaras de combustión y en la industria de la construcción. El conglomerante hidráulico es particularmente importante para el hormigón refractario. Tiene influencia sobre la reología, el fraguado, el proceso de sinterización y la resistencia química. Alfred Blažina destaca: "Exportamos nuestro cemento a más de 60 países y somos la segunda empresa en este sector, a nivel mundial."

La solución requerida: compacta, con mantenimiento mínimo y gran eficacia energética

Los aluminatos cálcicos se derivan de la calcinación de piedra caliza o bauxita, a temperaturas superiores a 1.500 °C, en hornos rotatorios o de arco eléctrico. "La composición varía según la aplicación" explica Alfred Blažina. Hay una creciente demanda de productos cada vez más resistentes. Como ejemplo, HiPerCem, la última incorporación al portfolio de productos, usado para un hormigón refractario altamente sofisticado. "El concepto realmente innovador se basa en un mayor contenido de calcio y una distribución óptima de los  diferentes tamaños de granos" explica el gerente. Calucem produce también productos convencionales como hormigones para apisonado o compuestos de fundición.

Una vez fabricadas, estas mezclas son molidas, ensacadas, paletizadas, embaladas con film plástico y transportadas hasta clientes o puntos de venta. "Hasta ahora, nuestras instalaciones necesitaban mucha energía y mucho mantenimiento", dice Alfred Blažina. Los empleados de Calucem eran los responsables de cambiar el sistema de ensacado de una mezcla a otra, un proceso nunca exento de problemas. Según su composición, el material puede ser fino o grueso. Después de un cambio de mezcla, se formaban grandes cantidades de polvo, lo que redundaba en importantes pérdidas de material. Buscando la solución y el socio más apropiados, Calucem encontró pronto al experto en intralogística BEUMER Group. "Nuestro producto tiene propiedades muy específicas. Por eso necesitábamos un proveedor con quien desarrollar una solución adaptada a este producto en particular" explica Alfred Blažina.

Todo de un único proveedor: desde el envasado hasta el embalaje

Como proveedor integral de tecnología de llenado, paletización y embalaje, BEUMER Group ofrece a sus clientes soluciones sostenibles, como proveedor único de todo el equipamiento. "Hemos instalado la línea completa" explica David Žargi, represente de BEUMER Group en los Balcanes Occidentales y supervisor para la planta de Pula. Los especialistas implementaron una automatización inteligente que permitió unificar los diferentes sistemas e instalaciones y conectarlos de manera eficaz. David Žargi destaca que "para Calucem es importante que sus instalaciones tengan una alta eficiencia energética, no necesiten mucho mantenimiento, y que puedan ser operadas de manera fácil e intuitiva."

Llenado neumático en lugar de turbinas

Stefan Bonenkamp, ingeniero de puesta en marcha de BEUMER Group, explica: "En la industria del cemento se emplean normalmente máquinas de llenado con turbinas. Esta tecnología es particularmente adecuada para productos fluidos o de grano fino como el cemento. Pero, en esta ocasión, se ha instalado un sistema neumático de tipo BEUMER fillpac® con dos bocas de llenado, que permite cambiar rápidamente de producto, sin perdidas. Los materiales a envasar pueden ser productos incluso más finos que el cemento Portland, pero también pulverizados o arenosos.

Las máquinas de llenado con aire son usuales en la industria alimentaria. Utilizan un ventilador para fluidificar los productos que se deben envasar: harina o polvo de cacao, por ejemplo. De este modo, los sacos se llenan de manera precisa y cuidadosa, "sin esfuerzo mecánico y con el mínimo consumo de aire" precisa Stefan Bonenkamp. El envasado se realiza según el principio del pesaje bruto, es decir: los sacos se pesan durante el proceso de llenado. Para este fin, el BEUMER fillpac® está dotado de un dispositivo de pesaje calibrable. El sistema electrónico de pesaje del BEUMER fillpac® garantiza un grado de llenado siempre exacto. Un software especial permite la comunicación permanente entre la báscula y la boca de llenado.

El producto entra en la cámara de presión por una válvula de mariposa. La ventilación del recipiente de alimentación y de la cámara de presión son independientes una de otra, lo que permite una descarga uniforme del producto. Así se garantiza un flujo continuo de producto, con un consumo de aire comprimido mínimo. Una boca de llenado especialmente diseñada, equipada con un canal de ventilación y con un eyector, que funciona por ciclos, aspira el aire contenido en el saco. La boca de llenado se limpia con aire comprimido después de cada proceso, lo que evita el ensuciamiento del saco. "Con este sistema, la cantidad de aire de transporte puede regularse individualmente para cada producto" precisa S. Bonenkamp.

Una solución de paletización compacta, fiable y de alta eficacia energética

Para paletizar los sacos de forma automática, fiable, eficiente y, sobre todo, rápida, Calucem necesitaba una solución que ahorrara espacio y energía. Como proveedor único, BEUMER suministró su BEUMER robotpac®, un robot de brazo plegable completamente automático que puede cumplir de manera fiable y eficiente las tareas complejas de paletización y despaletización. Se caracteriza por su elevada precisión, su disponibilidad y su manejo cuidadoso de los productos. Un sistema de ultrasonido mide con precisión las dimensiones del saco antes del apilado, lo que permite calcular la posición exacta dónde debe ser depositado cada saco de una manera precisa y cuidadosa. La precisión del proceso garantiza una configuración óptima de la pila. Esto no sólo es una característica de calidad de cara al cliente, sino que también asegura una gran estabilidad durante el transporte y el almacenaje. El BEUMER robotpac® paletiza hasta 600 sacos por hora. Se utilizan dos herramientas prensoras: un prensor aspirador, que coloca una lámina de cartón sobre la paleta, y una horquilla prensora. Ella paletiza los sacos de manera muy precisa sobre el portador de carga. "Gracias a la gran flexibilidad del BEUMER robotpac® se pueden implementar hasta los procesos más complejos con parámetros básicos variables de manera fiable y económica", dice David Žargi. Además es muy robusto, lo que permite un funcionamiento seguro incluso en condiciones extremas. "Los accionamientos funcionan de forma fiable, eficiente y silenciosa, lo que era un requisito esencial del fabricante de cemento", recuerda el experto de BEUMER Group.

Embalar de manera compacta, rápida y práctica

Unos transportadores de rodillos conducen las paletas con sacos hasta el sistema de embalaje. David Žargi explica: "Para que la línea completa sea compacta y de gran eficacia energética, se usa en este punto la BEUMER stretch hood® A, una nueva máquina nuestro portfolio. Esta es el resultado del completo rediseño del contrastado sistema de embalaje de BEUMER. Durante la fase de desarrollo se analizaron y se optimizaron diferentes componentes."La nueva instalación ofrece al usuario un manejo aún más práctico y seguro. Para facilitar el trabajo del personal de mantenimiento y obtener una mayor disponibilidad de la instalación, el nuevo sistema de embalaje no necesita ni plataforma ni escalera. Los trabajos de mantenimiento, como por ejemplo el cambio de las cuchillas o de las barras de soldadura, se efectúan a nivel del suelo. Para llevar a cabo estas actividades, el operador sólo abre un cajón y tiene acceso a las cuchillas y a las barras de soldadura. El diseño compacto, que da como resultado una baja altura y un pequeño espacio en planta, es otro beneficio.

Un innovador sistema de transporte del film permite introducir en la instalación el capuchón, previamente conformado, de un modo particularmente suave . El cordón de soldadura del capuchón se enfría en su camino hasta el transporte a la unidad de repliegue y estirado, lo que permite replegarlo sin perdida de tiempo. Así se elimina el importante consumo de una unidad de refrigeración y se evitan largos tiempos de enfriamiento. Las paletas se embalan a una cadencia más rápida, lo que aumenta la capacidad y reduce el consumo energético. Unos motores de bajo consumo y una menor demanda de aire comprimido optimizan el balance energético. "A ello se añade que, gracias a la superficie lisa del film transparente y flexible, las mercancías son claramente visibles. El embalaje con film protege la mercancía contra la intemperie y la humedad y mejora sustancialmente la seguridad durante el transporte", describe David Žargi.

Fácil de manejar, sin grandes esfuerzos

Para permitir al operador trabajar de manera aún más ergonómica, el especialista de intralogística utiliza una nueva consola de operador con una interfaz de usuario optimizada y navegación gráfica, la BEUMER Group Human Machine Interface (HMI). Este concepto de interacción intuitivo y de fácil comprensión garantiza secuencias de trabajo eficaces. La pantalla soft-touch utiliza iconos para guiar al usuario a través de los menús de control. El panel también permite al operador acceder a todos los tutoriales necesarios. Los sistemas están controlados por un autómata Siemens SIMATIC S7-300.

Alfred Blažina sigue con la mirada a una carretilla elevadora que lleva una paleta con sacos a la zona de salida de mercancía y dice, satisfecho: "Hemos realizado este proyecto mano a mano con BEUMER Group. El resultado es una línea de embalaje exactamente adaptada a nuestros requerimientos." El fabricante de cemento se declara convencido por la buena cooperación técnica durante la planificación, el desarrollo y la óptima adaptación de los sistemas. Dado que BEUMER ha suministrado todo el equipo, Calucem sólo tiene un contacto para todo el sistema, otro factor importante para Alfred Blažina. Pero, incluso un equipo de gran calidad necesita mantenimiento y servicio. En caso necesario, especialistas de servicio de BEUMER Group pueden visitar la planta para controlar la instalación y hacer los ajustes necesarios.